martes, 10 de mayo de 2011

La alteridad

Hola Alejo:
He estado leyendo tus ideas sobre la felicidad y me han parecido muy interesantes. Sin embargo,me gustaría preguntarte sobre un tema que creo no has escrito. Has escrito varios artículos sobre la felicidad, pero en ninguno he encontrado nada sobre la felicidad ajena. Dado que eres una persona tan reflexiva, me gustaría que compartieras con nosotros tus ideas sobre dejar de lado los intereses propios. Sería interesante.
Un saludo.
Eli 

Es curioso como siempre habiendo tenido tan claro lo que pienso y siendo “el otro” una de las bases de este blog, no he podido mostraros lo que siento. A raíz del anterior comentario que leí hace dos días (en Caminar), he estado meditando mientras estudiaba y mis reflexiones me han dado para escribir las siguientes dos entradas. Muchisimas gracias a Eli por el comentario, se agradecen :).

Por tanto, en esta primera entrada me dispongo a hablar sobre el otro, es decir, quien te hace ser tú y quien te da importancia en esta vida. Y en la siguiente me dedicare a hablar sobre la felicidad ajena, de manera directa vinculada con esta primera entrada.

Tu manera de ser, personalidad, modo de vida, carácter, sentimientos… todo se refleja en tus actos y según actúes, así te ira en la vida pero… ¿Cómo sabes que tal te va la vida? ¿Qué criterio se ha de seguir?

¿Acaso te suenan las cientos de historias en las que hombres con mucha fortuna acaban en el mundo de las drogas o de hombres pobres que sin tener nada sonríen? Sin ir tan lejos, en nuestro entorno hay montones de ejemplos cercanos también. Personas amigas que teniendo todo lo que desean debido al dinero y mimos de los padres, se pasan el día llorando y quejándose de todo o por otro lado, personas que no habiendo tenido tal suerte, sonríen, ayudan y trabajan tanto como les deja el cuerpo para forjarse un futuro. Y son supuesto, siendo felices.

Creo en el afecto hacia las personas por su manera de ser, creo en la admiración hacia las personas por su modo de enfrentar las situaciones, creo en el cariño hacia una persona por el trato recibido por ella, creo en el sentimiento de amistad que te une a otro ser, creo en el sentimiento de amor que hacen que dos personas sean uno.

Tu éxito en la vida son los demás la que lo evalúan. No con elogiosas palabras o con sucios insultos. Sino con la admiración que te procesan y el cariño que te tienen. Y en respuesta a la pregunta antes lanzada, ¿Cómo sabes que tal te va la vida? la respuesta es, según lo feliz que seas. Y no son sino los demás, los únicos que a largo plazo te la pueden proporcionar.

Está claro por lo tanto que tiene una alta relación directa con lo que eres capaz de dar a los demás, con lo que eres capaz de sacrificar, con lo que eres capaz de perdonar y con la capacidad que tienes para confiar en los demás. Cuanto mas tengas en cuenta a los demás, mas cariño recibirás y mas feliz te sentirás.

1 comentario:

  1. tener verdadero exito en la vida,es saber que al menos alguien a vivido mejor gracias a ti..
    :)

    ResponderEliminar